cerrar You TubeFacebook Twitter
Regístrate
Recibe novedades y
recetas en tu correo
Recetas.net es elegido por los internautas como una de sus 10 webs preferidas de cocina y gastronomía.


Buscador de recetas: Búsqueda avanzada
Mis favoritos

MONOGRÁFICOS

Monográfico seleccionado
La carne picada. Como conservarla
 
La carne picada. Como conservarla
Hay un dicho popular que dice: "No todo lo que brilla es oro" y encaja muy bien con lo que voy a explicar. Muchas veces cuando vamos a comprar carne picada (o molida) nos encontramos con dos diferentes clases de esta carne.

La primera es la que nos llama más la atención. Es la carne de un color rojizo brillante, de aspecto muy fresco y que a primera vista parece recién elaborada, esta suele ser la carne que encontramos en bandejas, y es la que usualmente llevamos a nuestros hogares.

El segundo tipo es el de la carne molida con un aspecto opaco, de color marrón y con una apariencia de no estar en buenas condiciones o un poco pasada, pero es aquí, donde está el grave error.

Usualmente por una cuestión comercial, de stock y por otras razones que no vienen al caso se le añade a la carne picada una sustancia llamada sulfito y otros conservantes, este producto llamado sulfito hace que la carne que está pasada vuelva a tomar color y tapa el sabor muy característico de la carne no muy fresca, sin que habitualmente nos demos cuenta de ello.

El segundo tipo de carne, de color marrón, es realmente más fresca que la primera, ese color opaco marrón es producto de las quemaduras por frío de la capa externa, mientras que en su interior tendrá ese color natural y fresco que todos deseamos.

Estos conservantes generalmente no causan daños a la salud, pero si la persona que realiza las proporciones se equivoca o no tiene mucha experiencia, las consecuencias pueden ser muy negativas. Si tiene alguna duda, basta con que pruebe unos granos de la carne y si tiene un sabor salado, probablemente sea debido al sulfito añadido. Si todo esto no le convence lo mejor es que compre carne y que se la hagan picar a la vista y retirando previamente la carne que aún conserva la picadora y que sólo y exclusivamente le sirvan la que eligió para picar.

Es conveniente el congelar la carne picada en pequeños paquetes, mejor de papel de aluminio y no muy apretada. Siempre ha de ser retirado el exceso de líquido. Ha de ser consumida lo antes posible una vez descongelada, es propensa a que cualquier bacteria u hongo comience a contaminarla, por su gran superficie y la composición es una base ideal para que estos patógenos actúen inmediatamente.

La carne picada es muy utilizada, hay miles de recetas y formas de hacerla, muchas ocasiones, si no se pide que se pique en el ínstate, es posible que sean recortes de otros cortes y es difícil saber su procedencia.

Esta ocasión queremos ofreceros una serie de recetas realizadas con carne picada, como el rollo de carne picada, los filetes de carne picada a la marroquí o la famosa hamburguesa.

Recetas recomendadas:
    Receta de Filetes de carne picada a la marroquí (Fácil / Carnes y guisos / Arabe)
    Receta de Hamburguesa (Fácil / Carnes y guisos / Norteamericana)
Enlaces relacionados:
    Carne picada
Monográficos anteriores
Puedes consultar los monográficos anteriores por categorías o bien utilizando el buscador de palabras clave.
Categorías:
Palabra a buscar:
 
subir
Política de privacidad | Aviso Legal
© Advanced Medialabs www.medialabs.es